Golem

Golem de piedra, de Jason Engle

Un golem es un ser creado mágicamente a partir de fuerzas elementales.

Existen manuales arcanos donde se explica el proceso de formación de un golem. Se cree que el primer golem creado fue de carne en un intento de animar a un muerto. Después se fue probando con distintos materiales como madera y metales para conseguir un golem más fuerte.

Los golems tienen que estar hechos de algún tipo de material elemental y, de momento, sólo de conocen los golems hechos a partir de materiales terrestres. El cuerpo del golem debe ser previamente tallado, ya sea de piedra o de metal.

La fuerza impulsora de un golem es un espíritu elemental de tierra cuya naturaleza es desconocida. Este espíritu queda ligado al cuerpo inerte del golem para darle “vida”. El proceso de animación de un golem es bastante largo, requiere un mes completo sin interrupción. En este proceso pueden usarse objetos para conjurar como varas y pergaminos para que la “vida” llegue al golem.

Los distintos tipos de golem que se conocen son:

Golem de carne, de Uwe JarlingGolem de carne:
Es el más fácil de animar puesto que se trata de materia orgánica. Las piezas de golem deben estar cosidas entre sí y no deben estar muy descompuestas. Estos golems son los únicos que presentan una inteligencia mínima.

Golem de arcilla:
Estos golems sólo pueden ser animados por sacerdotes y es necesario un cuerpo esculpido en un solo bloque de arcilla.

Golem de piedra:
Se usa un solo bloque de piedra muy dura, como el granito, y debe estar tallado adecuadamente.

Golem de hierro:
Este tipo de golem es el más difícil de animar. Se requiere una espada para ser incorporada al golem. Pueden usarse también otros metales.

Galería de Pinterest

eXTReMe Tracker